Anuncios
Últimos artículos

5 CANCIONES azules

De toda la gama cromática, el azul es uno de los colores que mejor combina con la música. Y si añadimos el doble significado de blue en inglés, que en ocasiones tiene que ver más con la tristeza que con su capacidad de reflejar la luz, se nos abre un abanico aún mayor de posibilidades. Nuestra primera selección de 5 CANCIONES del año nos trae otros tantos ejemplos de infecciosas melodías que se pasean entre el azul más eléctrico y la desazón bien canalizada. Rock clásico, britpop y electrónica en nuestra ensalada sonora de hoy. Disfruten.

.

1. BABY BLUE (Badfinger).1971

Efectivo power pop setentero de una de las bandas precursoras del género y grupo de culto por alguno de sus éxitos además de por su caída en desgracia con el suicidio de dos de sus miembros por problemas económicos. Los galeses lograron su último éxito en el top 40 de EE.UU con la excelsa Baby blue, una agridulce canción que marcaría el comienzo de un declive devastador para la banda. Fichados por Apple Records (la discográfica de los Beatles, con los que siempre serían comparados), Badfinger publicó su tercer álbum con ellos, Straight up (1971), en el que destacaba la participación de George Harrison. Un imprescindible tema incluido asimismo en una serie de culto en la que el azul es bastante protagonista, Breaking Bad, donde pone el broche de la mejor manera posible a la última temporada, de hecho su creador, Vince Gilligan, afirmó que representaba al protagonista, al amor de Walter White por su propia creación, la metanfetamina azul. Paralelismos con Breaking Bad, una banda que pudo reinar y que se ahogó en sus propias cenizas. Néctar.

 

2. BLUE SKY MINE (Midnight Oil).1990

Peter Garrett, carismático líder de la banda australiana, compuso este infeccioso tema inspirado por las experiencias de los trabajadores de las minas Wittenoom, que contrajeron diversas enfermedades relacionadas con el amianto; de hecho el blue del que habla la canción se refiere al amianto azul, que causó miles de muertos relacionados con las abusivas prácticas mineras que se realizaban el siglo pasado en Australia y en otros tantos sitios. Otro gran tema de tintes sociales en la carrera de éste comprometido grupo que reinó en los noventa con su rock aguerrido y sus letras de denuncia y además una manera de mirar hacia el cielo con ojo crítico. Grandes.

.

3. BLUE (Elastica).1995

Con su efímero paso por el britpop de los 90, las londinenses, lideradas por  Justine Frischmann y Donna Matthews, dejaron poso con sus angulosas canciones punk de dos minutos y su actitud rockera. Un debut homónimo para enmarcar que incluía quince temas en 40 minutos, alejado del rock más académico de Oasis, del glam orquestal de Suede o del irónico eclecticismo de Blur. En lugar de rendir culto a los Beatles, Kinks o Bowie, Elastica mezclaba las afiladas guitarras de Wire, Buzzcocks y otras bandas punk inglesas con los ganchos de la new wave estadounidense y grupos como Blondie o Talking Heads. Canciones concisas pero llenas de furia guitarrera con abrasadoras letras sobre sexo, tedio y groupies que ilustramos con su tema más azul. Otro escupitajo rockero que se degusta con placer. Caviar noventero.

.

4. BLUE MONDAY (New Order).1983

Cercanos ya al tercer lunes de enero, blue monday, o el día más deprimente del año según los cálculos matemáticos, este clásico ochentero de New Order nos viene al pelo para ilustrar el concepto de tristeza. Una de esas canciones atemporales, a punto de cumplir los 35 años, que al margen de su origen o temática consiguen levantarnos de la cama o hacernos finalizar la jornada con la energía necesaria. Compuesta por Bernard Summer, guitarrista de la banda de Manchester, bajo los efectos del LSD, su influencia en la música popular de las últimas décadas es indiscutible y además tiene el honor de ser el sencillo (12”) más vendido de la historia en Gran Bretaña, además de ser uno de los más largos. Un tema electrónico influenciado en diferente medida por diferentes estilos y artistas de la talla de Kraftwerk, Donna Summer, Fats Domino o Ennio Morricone, que nació un triste lunes pero cuya tendencia a la inmensidad nos sigue subyugando. Caviar.

.

5. BEHIND BLUE EYES (The Who).1971

En sus memorias, Pete Townshend reconocía ser una de esas personas que se sienten solas en medio de la multitud, pero que hacía frente a su soledad con su guitarra y el volumen del rock’n’roll. Tras un concierto en Denver en 1970 una groupie quiso ir con el guitarrista de The Who a su hotel pero la rechazó y se fue solo a la habitación, donde recordó las enseñanzas de su gurú espiritual, el maestro indio Meher Baba y comenzó a escribir una oración: cuando mi puño se tense, ábrelo, antes de que lo use y pierda el control. Este fue el origen de Behind blue eyes, un baladón intemporal que según Townshend no era autobiográfico, sino que solo quería plasmar lo solitario que se puede llegar a estar cuando eres poderoso, la agobiante presión de la fama. La canción estaba pensada para ser la pieza central de un proyecto titulado Lifehouse, una ópera rock al estilo de Tommy o Quadrophenia que nunca consiguió acabar. Finalmente fue incluida en el disco Who’s next (1971), un soberbio álbum que alcanzó el número uno en las listas británicas. Desazón y ojos azules aunados en un tema eterno.

.

CÉSAR ALONSO

SÍGUENOS EN FACEBOOK

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: