Anuncios
Últimos artículos

5 CANCIONES sobre infidelidad

gold wedding ring and red broken heart ( divorce concept )

El tema de la infidelidad en la pareja ha hecho correr ríos de tinta en las composiciones de millares de artistas que, evocando experiencias propias, deseos casi inconfesables o vivencias ajenas, han plasmado en multitud de canciones a lo largo de la historia de la música. Nuestro 5 CANCIONES de hoy versa sobre algunas relaciones disfuncionales que sucumbieron a la poderosa tentación, inherente al ser humano. Relaciones tóxicas, infidelidades flagrantes, crímenes pasionales y tentadoras oportunidades de poner los cuernos desfilan hoy por Velvety a ritmo de blues rock, sentido soul, pop ochentero y post punk saltarín para conformar una lista llena de matices y que es imposible que deje indiferente a nadie. Disfruten de nuestras propuestas.

.

1. HEY JOE (Jimi Hendrix).1966

Una canción tremendamente popular, con una secuencia de acordes ya mítica y perfectamente reconocible, que otorgó el éxito inmediato al gran Jimi Hendrix, que aunque no fue su autor ni el primero en grabarla, se asocia indisolublemente a su nombre. De origen bastante incierto porque hay varios compositores que se atribuyen el tema (una rocambolesca historia de autorías, disputas legales y versiones que dará para un post más largo), la versión de Hendrix apareció en 1966 y tuvo su culmen en 1969  cuando el guitarrista de Seattle la convirtió en inmortal en el festival de Woodstock. Fue la última canción que sonó, la que cerró el Festival y un momento histórico que dio pie a 1.500 versiones posteriores de artistas distintos, repartidos por el ancho mundo. Hey Joe es un sentido tema en forma de diálogo entre el narrador y el ya mítico Joe, un hombre que ha asesinado a su mujer, a la que ha encontrado en la cama con otro hombre, y se propone huir a México para no ser ejecutado por su crimen. Una historia de infidelidad y venganza donde Hendrix expresa como nadie la angustia, el miedo, la rabia y la renuncia con su guitarra, a la que le arranca notas de lamento existencial con una insultante facilidad. Néctar.

.

2. TEMPTED (Squeeze).1981

Un clásico tema que aborda el espinoso asunto de las tentaciones, el paso previo de muchas infidelidades. Grabado por los británicos Squeeze, una de las bandas más subestimadas de la historia, y lanzado como single de su cuarto álbum de estudio, East side store (1981), no consiguió un éxito significativo en las listas de ventas pero con el paso de los años se ha convertido en una de las canciones más conocidas de la banda. Tempted fue escrita en un taxi camino de Heathrow por Chris Difford y Glenn Tilbrook e interpretada por el teclista-vocalista Paul Carrack, aunque Tilbrook y el productor del disco Elvis Costello, cantan algunas estrofas. El tema versa sobre los inútiles intentos del narrador para permanecer fiel a la mujer a la que se dirige, teniendo que lidiar con las tentaciones que se le presentan en el camino: tempted by the fruit of another, tempted but the truth is discovered, that’s been going on now that you have gone, there’s no other. Una entretenida canción nuevaolera que sigue sonando fresca 35 años después y un tema, el de las tentaciones, que sigue vigente desde los tiempos de Eva y la controvertida manzana.

.

3. PORTIONS FOR FOXES (Rilo Kiley).2004

Relaciones tóxicas y mal avenidas que en momentos de soledad o necesidad recurren a las infidelidades. Algo desgraciadamente bastante común que reflejan maravillosamente Rilo Kiley, la banda, ya extinta, de Los Angeles y liderada por la recomendabilísima Jenny Lewis, en su tema Portions for foxes. Perteneciente a su tercer álbum, More adventurous (2004), el infeccioso tema de los californianos se basa en su maravillosa melodía, su cáustica lírica y el potente acompañamiento de guitarra de Blake Sennett junto a la excelente percusión por parte del batería Jason Boesel y la aportación del bajista Pierre de Reeder. En esta canción, Lewis y los suyos se sumergen en los sentimientos conflictivos que la protagonista tiene al mantener relaciones sexuales con un chico que ella considera malas noticias y crean un efectivo himno para cualquiera que haya experimentado una situación similar. Desde su brillante frase de arranque, there’s blood in my mouth ’cause I’ve been biting my tongue all week, hasta su conclusión, you’re bad news/ I don’t care, I like you, una pedazo canción en toda regla. Una banda con una década tan solo de existencia pero fundamental para el devenir de la carrera de la prolífica Jenny Lewis, uno de los nombres importantes de la música indie rock en EE.UU, que nos ha dado unas cuantas alegrías en los últimos años con sus diversos proyectos musicales. Caviar.

.

4. CHEATING ON YOU (Franz Ferdinand).2004

Con un título tan explícito es imposible no incluir este tema de los escoceses en nuestra particular lista infiel. La banda de Glasgow, capitaneada por el carismático Alex Kapranos, lo dice muy alto y claro: te estoy engañando, me estás engañando. Un tema incluido en el debut homónimo del grupo, Franz Ferdinand (2004), cuyas canciones podrían haber sido todas editadas como singles sin dudarlo y que fue escrita por el dúo compositivo habitual, Kapranos/McCarthy (precisamente el segundo, guitarrista de la banda, abandonó la misma hace escasas fechas para embarcarse en otro proyecto musical con su mujer). Cheating on you incide en la exitosa fórmula que hizo triunfar el álbum en todo el mundo: canciones saltarinas con un gran dominio del ritmo y una excelente coordinación entre guitarrazos y golpes de batería que les situarían a la cabeza del revival post-punk de comienzos de este siglo. Su by bye girl particular parece una declaración de intenciones en toda regla y es un tema trepidante que se degusta con placer, sea uno amigo de las infidelidades o no.

.

5. I HEARD LOVE IS BLIND (Amy Winehouse).2003

Amy Winehouse, de cuyo fallecimiento se acaban de cumplir ya cinco años, sorprendió a la crítica mundial en 2003, cuando con apenas 19 primaveras grabó su primer disco, Frank, en honor a Frank Sinatra, su primer referente y a quien había escuchado incesantemente durante toda su infancia en la casa de sus padres junto a nombres imprescindibles del jazz o el soul de la talla de Sarah Vaughan, Dinah Washington, Aretha Franklin o Issac Hayes. Un álbum donde se podía apreciar ya el torrente de voz negra de la británica y sobre todo su capacidad de transgresión, que dejaba patente en las profundas letras que escribió para el disco. Un buen ejemplo es I heard love is blind, un tema con una sentida lírica, cantada con profundo sentimiento donde Amy confiesa sin pudor una infidelidad, aunque en sus palabras sin llegar a serlo del todo porque el chico en cuestión era muy parecido a su novio y todos sabemos que el amor es ciego: you are everything, he means nothing to me. I can’t even remember his name, why’re you so upset? Baby, you weren’t there and I was thinking of you when I came. ¿Se puede considerar infidelidad cuando piensa en su pareja mientras está con su amante? Ya lo dijo la buena de Amy en un corte de su segundo álbum, you know I’m not good. Emoción.

.

CÉSAR ALONSO

SÍGUENOS EN FACEBOOK

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.

A %d blogueros les gusta esto: